jueves, 11 de marzo de 2010

Congreso Interatlántico Sobre Parto e Investigación en Salud Primal.

Han tenido que pasar unos cuantos días para que pudiera reposar todo lo Sentido y Vivido. Después de estas jornadas de efecto sauna, sol y playa en Las Palmas, y frío y nieve en Barcelona, ya me siento más inspirada para compartir mi experiencia.


Vista desde el Auditorio Alfredo Kraus
Las Palmas Gran Canarias

Los Días 26, 27 y 28 de febrero de 2010 se celebró en Las Palmas de Gran Canarias el Congreso Interatlántico sobre Parto e investigación en Salud Primal, con Michael Odent como organizador y alma del evento.


Asistimos 1260 personas de 32 países, con ganas de pensar globalmente en la importancia del nacimiento y teniendo presente que la experiencia positiva de parir es absolutamente esencial para dar poder a la mujer y en consecuencia a la sociedad. Empoderar a la mujer a través del mensaje del conocimiento instintivo y ancestral en el embarazo y en el parto, y en la capacidad para lactar y de maternar a nuestros hijos.

Si la mujer conoce su verdad tendrá más confianza, y en consecuencia, no será tan dependiente. En contrapartida, si la mujer no tiene este poder, otros decidirán por ella.

De la mano de Jenny Hall, directora de la publicación “The Practising Midwife” (UK), de Cathy Daub, autora de “Birthing in the Spirit” y de Elisabeth Davis, matrona y escritora (EEUU), pudimos entrar en el maravilloso mundo de los estados emocionales transcendentales durante el parto, a través de la antropología y la fisiología humana. Ellas abogan por abolir la cultura del miedo en los procesos maternales y el modelo tecnocrático en el parto, para difundir un modelo hólistico dónde el todo, en este caso, la mujer, sea más que la suma de sus partes.

Hasta ahora la ciencia nos ha demostrado la importancia del nacimiento en la salud de la madre y del niño. Eva Gundberg, obstreta, investigadora de la naturaleza humana y autora del libro " El Placer de Nacer" nos demostró también la importancia del periodo de la pre-concepción, en la salud de ambos.

En su discurso Guerra o Paz, todo empieza con el nacimiento. Defendió la relación entre los estados emocionales del bebé antes de nacer y los de su madre, y enfatizó  la idea de que el niño, está indefenso delante de las malas experiencias intrauterinas.

Cuanto antes podamos influir el ambiente del niño, antes vamos a lograr un ambiente positivo sobre su salud. Esto incluye no sólo los primeros 6 años de vida, el embarazo, el parto, y la vida prenatal, sino también la etapa pre-concepcional y la concepción, y como estas experiencia condicionan la percepción sobre la vida las personas y sobre uno mismo.

En la mesa redonda ¿Es el parto “no molestado” una utopía?, moderada por Vicenç Cararach, varios profesionales reflexionaron sobre la actual forma de parir.

Enrique Lebrero, tocólogo, co-autor del libro ¿Nacer por cesárea?, autor de
númerosos artículos tanto en prensa escrita como en revistas especializadas, y coordinador del Área de partos de la Maternidad Acuario en Beniarbeig (Alicante), expuso la importancia de recuperar la dignidad en la atención profesional al parto y al nacimiento empoderando a las mujeres en su propio proceso de parto.

Ahora, que la evidencia científica nos señala la trascendencia que tiene
la fisiología del parto en la salud del bebé, tanto en sus primeros años, como en su vida futura, debemos reflexionar sobre los cambios necesarios en nuestra sociedad, en cuanto a la atención profesional, para promover una intimidad fisiológica de la mujer en trabajo de parto.

Y ahora que esta misma evidencia científica también lo avala, propuso la presencia de las doulas en las salas de parto como figuras esenciales en la obstetricia moderna. Se ha demostrado que la figura de la Doula en el momento del parto reduce la duración del trabajo del parto, reduce la necesidad de anestesia o analgesia, reduce la incidencia de cesáreas y tiene efectos psicológicos positivos para la mujer a largo plazo.

Consuelo Catalá Pérez, Enfermera y Portavoz de Igualdad del Parlamento Valenciano, nos hizo reflexionar sobre la idea negativa que a veces nos aborda y sobre la falta de realismo de los políticos. Ella nos demostró cómo la política tiene un papel importantísimo en la revolución del nacimiento y la maternidad, ya que lleva 20 años luchando por los derechos de los niños y sus madres.

Propuso políticas que favorezcan la recuperación de la maternidad como valor social, empoderando a las mujeres y sus familias en la vivencia del parto y del nacimiento, sabiendo como la sociedad patriarcal ha jugado y sigue jugando un papel de sumisión/dominación, contrario al deseo y a la libertad, en torno a la maternidad.

Su presentación se centró en estos cuatro aspectos, que según ella son los pilares para conseguir los cambios esperados.

- MATRONAS
Como favorecedoras del parto fisiológico y cualificadas para asistir partos normales. Reconociendo la labor de estas en todos los aspectos de la salud materno-infantil.

- PARTO NATURAL-PARTO EN CASA
Sin obligar a nadie a parir de una forma determinada. Sin renunciar a nada. Ni a la epidural, ni a la técnica, ni al quirófano, si hace falta. Se trata de crear unidades de parto natural en los hospitales, de informar a las mujeres sobre las distintas alternativas y dejarlas que decidan, y de fomentar los partos en casa. La oferta genera la demanda.

- GRUPOS DE APOYO A LA LACTANCIA MATERNA
Inclusión como agentes de salud en los equipos de atención al parto normal y al nacimiento, tanto en la atención primaria de salud como en la especializada. Incidiendo en el beneficio de estos en la salud física y emocional del  bebé y su madre.

- DOULAS
Inclusión como agentes de salud en los equipos de atención al parto normal y al nacimiento dentro de los equipos de atención primaria de salud como en la atención especializada.

Existen pocas intervenciones en obstetricia, avaladas por la evidencia, que tengan tantos beneficios como la presencia continua de una doula. Son cada vez más las instituciones que, conociendo sus beneficios, incluyen un programa de doulas en sus servicios.

Resumió su intervención proponiendo una recalificación de los derechos humanos diciendo que el primer derecho de los derechos humanos debería ser el derecho del Nacimiento.

También se habló de las cesáreas ¿Cuál es el futuro de una generación nacida por cesárea?
Ésta es la cuestión para la que necesitamos una respuesta, ahora que gracias al trabajo de Michael Stark la cesárea es más fácil, más rápida y más segura que nunca antes.
"Durante millones de años las mujeres no podían tener bebés sin liberar un cocktail hormonal que la ciencia moderna presenta como un 'cocktail de hormonas del amor'. Todo esto debe ser reconsiderado desde que la cesárea se ha vuelto una intervención rápida, fácil y segura. Lo que fuera una forma maravillosa de salvar ocasionalmente un bebé en peligro, está convirtiéndose, a escala planetaria, una forma habitual de parir. Es como si la inteligencia humana hubiera convertido en inútiles a las hormonas del amor en este periodo crítico que es el nacimiento. Las preguntas se hacen hoy en términos de civilización y del futuro de la humanidad. La discusión de leyes podría ser una forma de participar en la iniciación de una necesaria toma de conciencia"
                                             Michel Odent.

Durante el congreso también tuvimos la oportunidad de asistir a la presentación oficial del libro Cesárea más allá de la herida

Hasta ahora se sabía que la Oxitocina se liberaba en el parto y en la lactancia y que el coctel del amor era necesario en estos proceso. Gracias a la fisiología y de la mano de Kerstin Uvnäs-Moberg (Suecia), descubrimos que esta hormona tiene también la capacidad de liberarse en estas situaciones a través del tacto, tal y como se ha demostrado en diferentes estudios. Esto explica el “hambre de piel” de los bebés recién nacidos, que a través del contacto, consiguen aumentar el bienestar, la seguridad, la sociabilidad, y la tempertura corporal, y disminuir la ansiedad.

Pero, ¿qué pasa cuando esta hormona no es liberada de forma natural y se administra a las mujeres de forma artificial?
¿Qué consecuencias tiene para el bebé el paso de esta a través de la placenta?
Si la intervención médica más usual en un parto es la administración de oxitocina sintética, deberíamos estudiar más a fondo sus consecuencias.
Ya se sabe que horas después de administrar a la madre esta hormona de forma exógena, esta pasa al cerebro del bebé. Ahora faltan concretar los estudios que se están llevando a cabo sobre cómo esta hormona artificial puede afectar los niveles de agresividad y sociabilidad de los humanos ,su relación en la duración de la lactancia y cómo algunas enfermedades podrían estar relacionadas con esta práctica.

En espera de más conocimiento sobre las consecuencias de la administración de oxitocina exógena, deberíamos evitar utilizarla de forma generalizada en los partos.

También aquí se relacionó la figura de la Doula como generadora de oxitocina a través del contacto.


Tal vez faltó la voz de las mujeres, de las madres, más allá de las ponentes, como protagonistas necesarias en los procesos maternales.
Tampoco comulgo con el pequeño grupo de personas que pensaron que los niños allí no cabían y que no podían ser bienvenidos en un congreso de estas características. Deberíamos empezar a abandonar el enfoque adultocéntrico también en estos eventos.

Y hubo foros, debates en los que no siempre estuve de acuerdo, y diferentes formas de ver los nacimientos y la maternidad, y recelo hacia nuevos colectivos.
Y exposiciones y 124 posters.
Y algunos fallos técnicos…
Pero me quedo con la idea de Michel Odent de pensar globalmente para cambiar el nacimiento, y con el reconocimiento de algunos obstretas, que asumieron el intervencionismo médico en los partos actuales y que propusieron ceder este protagonismo a las mujeres y al resto de personas que la acompañan, para conseguir un parto en el cual no exista nada más de lo que debe suceder normalmente. Y con los directores de los hospitales que están introduciendo cambios en sus centros para respetar más el proceso del parto y del nacimiento, y con las asociaciones de matronas que intentan trabajar para evitar que las mujeres se lleven un rosario de souvenirs de los paritorios, y con la presencia de las Doulas como figuras vitales en los embarazos en los partos y en los post-partos, y con los diferentes grupos de mujeres que con su fuerza y energía hacen que estas redes femeninas de auto-ayuda se vayan esparciendo.

También tuvimos la suerte de disfrutar con actividades de carácter lúdico y demostraciones muy interesantes sobre técnicas utilizadas en diferentes partes del mundo, performances y actuaciones muciales con Heriberto Zerpa y Rosa Zaragoza , con la que tuvimos la oportunidad de compartir una de sus renacedoras canciones.

Sabemos parir

Siente que el momento llega.
Siente: tus huesos son fuertes.
Siente: estamos ayudando.
Lo divino está contigo.
Siente: el niño está en la puerta
Vivirá para abrazarte.
Siente: estás en buenas manos
y eres parte de la tierra.
Tienes lo que necesitas,
madre de todos nosotros.

(Inspirada en un poema del libro La tienda roja, de Anita Diamant, de lectura recomendada. La música es de un Mantra tibetano.)

Y después de todo esto, es grato saber que en medio de otro océano, ya se está gestando la II Edición del Congreso Interatlántico Sobre Parto e investigación en Salud Primal. ¡Nos Vemos en Honolulu 2013!

5 comentarios:

Cris dijo...

Gracias doulita por este ecrito, porque me ha hecho sentir un poquito más cerca estas jornadas, a las cuales no pude asistir. Un resumen muy claro y que aporta ese positivismo que como bien sabemos es el que genera más, sintamos las cosas positivamente y así serán. nos vemos mañana.
Besitos soleados
Cris andorra

María José García-Robles dijo...

Gracias preciosa, me alegro que te guste.

socmare dijo...

Muy interesante el post. Ojalá que congresos como estos dejen suficiente poso como para empezar a cambiar a pasos agigantados las cosas :)

Violeta dijo...

Mª José, hasta hoy no he encontrado el ratito para dedicarle a tu post. Y me ha encantado tanto, como todo lo que escribes, que te lo robo, diciendo que es tuyo, y con tu dirección de blog, para mi blog, porque me parece imprescindible difundir tant información valiosa.
Si no estás deacuerdo, me lo dices y lo borro.
Petonet.

María José García-Robles dijo...

Violeta, como no voy a estar de acuerdo, es todo un honor.
Besos preciosa.